De nuevo cuatro

Estándar

Feliz como una perdiz. Así me despierto el domingo de Resurreción.

A mi izquierda, con 9 kilos de peso, y una sonrisa perpetua: Carlota.
Un poco mas a mi izquierda, en su habitacion, con treintaytantos kilos de peso y casi mas alta que yo: Berta
Y ahora vosotros, el público, aplaudís entusiasmados.

Efectivamente, ya estoy de vuelta. Y ellas conmigo. Y debe ser que en esta familia echamos de menos nuestras camas, porque siguen dormidas y sin ningún tipo de interrupción nocturna.

Envidia. Yo me he pasado toda la noche increpada por un tibunal por llegar tarde al trabajo. Horroroso! Tan real que sigo con la sensación de agobio por correr y no llegar. No hay noche que no vaya a mi cine particular, ese especializado en películas de terror y suspense. En mi próxima visita a la psiquiatra tengo que recordar comentarlo con ella. Ojalá sea porque así elimino a los malos espíritus durante la noche para que los días sean buenos.

Y poco más os cuento hoy. Que me vine ayer con muy buenas sensaciones talaveranas, porque el sufrimiento se empieza a convertir en rabia y orgullo, y eso por aquellas tierras es pelín necesario en estos momentos.

Que disfruteis del final de las vacacionea como se merecen, y repartáis muchos huevos de pascua. Yo ya lo hice ayer por logística “kilometril”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s