Manías

Estándar

Tengo unas semanas de absoluto relax médico, sin consultas, novedades o sustos.

Y por eso, he pensado en destaparme un poco más ante vuestras pupilas y contaros mis manías.

Yo no se vosotros, pero yo tengo miles. Qué digo miles, millones que incluso en algunas épocas han llegado a ser enfermizas.

Os desvelo las más asíduas y raras. Ya me contaréis si coinciden con alguna de las vuestras.

Ahí van:

* Tengo que simular que escupo tres veces cuando veo un animalejo muerto en la carretera. Lo ví hacer una vez, y tomé la costumbre como mía.

* Me santigüo mucho, herencia de mi familia y mi educación católica: la primera vez que salgo de casa por la mañana, cuando veo un coche de difuntos, cuando paso por un cementerio…

* Cruzo los dedos cuando paso al lado de un camión cisterna de gasolina. No valen ni los de agua, ni los de nitrógeno líquido ni los de oxígeno. Y los cruzo y descruzo dos veces. Con eso tengo alguna buena noticia en el día asegurada. Y si el camión es de Repsol negro, el acabóse. Ya puedo estar tranquila. Ese día será memorable.

* Siempre empiezo los periódicos por la contraportada y los empiezo a leer desde atrás. Pero no vale para las revistas. Sólo diarios.

* La tinta de los bolis para estudiar tiene que ser de colores no habituales: verdes, plata…

* Y ya la última: no me puedo ir a dormir si los cojines del sofá no están perfectamente colocados.

Ya tenéis una buena lista de rarezas. Lo malo, si sois como yo, es comenzar a practicarlas. Son hipnotizantes, no te dejan abandonarlas!!

Ahora espero curiosidades vuestras. Os leo!!

Anuncios

Acerca de adioslolasadios

43 años en la actualidad, madre de dos hijas, talaverana de nacimiento, madrileña "de las afueras" de adopción. He pasado por una oposición, dos divorcios, un accidente de tráfico, un cáncer bilateral de mama con 33 años , 8 sesiones de quimio, 33 de radio, una lipoestructura, que no lipoescultura, saber que tengo un gen pocho que me hacer ser paciente de alto riesgo, quitarme los ovarios y su menopausia prematura, unas cuantas biopsias, y en el 2011, una mastectomía bilateral y su posterior reconstrucción. Convivo con alguna secuela y me encanta sonreir. Vamos, que ya era hora que me desahogara, ¿que no?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s