Dolores de cabeza

Estándar

Seguro que todos lo sabéis porque ya lo hayáis sufrido, pero hasta ahora no tenía ni idea que hay distintos tipos de dolores de cabeza.

He sido una afortunada, y hasta hace unos meses, jamás los había sufrido (los físicos, los psicosomáticos todos, jejeje). Intentando aprender un poco más he descubierto muchas curiosidades. Os las comparto, y espero que compartáis cada uno vuestros trucos particulares, y así entre todos hacer más dulces estos malos ratos.

cefa-3

De todo lo que hay publicado por internet, este cuadro es el que me ha parecido más fácil de entender, espero que también a vosotros. Es de un blog llamado Medicina Nmemotecnias. Y con él he confirmado que lo mío es una cefalea en racimos el 90% de las veces, y una cefalea de tensión episódica el otro 10%. La de hoy, por ejemplo, es ese 10%.

Curioseando en Onmeda, ésto es lo que he encontrado sobre sus causas:


Causas psicosomáticas

En muchos casos, la causa de las cefaleas tensionales puede ser psicosomática. El concepto “psicosomático” incluye las palabras psique (alma) y soma (cuerpo). Las enfermedades psicosomáticas son la expresión del estado de ánimo psíquico. Esto significa que los problemas o enfermedades psíquicas pueden manifestarse en molestias corporales. Lo mismo vale también en la situación contraria: las molestias corporales pueden arrastrar problemas psíquicos.

El sistema nervioso vegetativo es un puente entre la psique y el cuerpo. Por ello, en caso de situaciones de miedo o estrés el ritmo cardiaco o el riego sanguíneo pueden aumentar. Si la sobrecarga dura demasiado, también pueden aparecer molestias psicosomáticas (también llamadas somatoformes). Por otro lado, si estas sobrecargas se manifiestan en dolor permanente como la cefalea tensional, se crea a su vez una situación de estrés. Aparece el miedo ante el dolor y el estrés, con lo que se cierra de nuevo el círculo vicioso.

Entre las causas psicosomáticas de una cefalea tensional se hallan, por ejemplo, el estrés, las situaciones conflictivas o la falta de sueño.


Ya, sólo con leer ésto, no me ha hecho falta indagar más. Cumplo todo lo “cumplible”: Periodo de estrés (familia mutante, niñas arriba y abajo, próximas revisiones…), situaciones conflictivas (ejem, ejem, calladita estoy más mona) y falta de sueño (cuando duermo lo hago bien, pero cuando no duermo, lo hago mejor. Horas y horas con los ojos como platos). Y me temo que una cosa va enlazando a la otra: Las situaciones conflictivas y el estrés me van restando sueño, si no duermo estoy más irritable, me estreso más fácilmente, y en bucle una y otra vez.

En la misma web encuentro algún consejito para intentar prevenirlas y aliviarlas:

  • Evitar el estrés.
  • Dormir lo suficiente y tener un sueño reparador.
  • Llevar una vida activa y practicar deporte.
  • Aprender ejercicios de autorelajación.
  • Realizar descansos durante las horas de trabajo.
  • Cuidar la alimentación y comer de forma regular.
  • Beber suficiente agua, zumos naturales e infusiones.
  • Cuidar la vista y usar gafas o lentillas si es necesario.
  • Evitar el consumo de alcohol y tabaco.

 

 

me-duele-la-cabeza

Aquí estoy, poniendo la mejor cara posible que no debe funcionar, porque me ha pillado todo el mundo. Eso, o que me he maquillado fatal :-). Nada que un buen ratito de risas con los amigos no pueda curar.

Os leo!!

 

Mamá no puede

Estándar
Mamá no puede

  • Hoy os enseño este relato inédito que nunca llegué a presentar a un concurso por falta de tiempo. Por todas las superfamilias que presentan armas cuando llega el bicho. Os leo!!

No entiendo qué pasa.

La abuela está todo el día en casa molestando, no me deja tranquilo. Que si quita los pies de la mesa, que si has dejado el baño hecho un asco, que recoja la habitación…y cada vez que pretendo quejarme a mamá, ya sale ella: deja en paz a tu madre, que ahora no puede.

Pepa está insoportable, malcriada, repipi, no me deja en paz, no entiende que la puerta de mi habitación se cierra porque NO QUIERO que entre. Para colmo me toca ducharla, ponerla el pijama y aguantar sus berrinches porque no quiere que le cambie el canal de la tele. Y si me quejo, siempre escucho la misma respuesta: que dejes a mamá, que ahora no puede.

Cada dos o tres semanas me tengo que ir a casa de la tía. No me queda otra, quiera o no quiera. Adiós al partido de fútbol de ese finde, a ver a Rosa entrenando en la pista, a nuestras charlas interminables por Instagram porque la tía no tiene wifi. Y no, no me puedo quejar, porque mamá esos días necesita estar sola y descansar. Otra vez no puede.

Asco de cáncer. Jamás imaginé, el día que papá y mamá me sentaron para contármelo, que iba a afectarme tanto. Papá no ha cambiado nada, se levanta, se va a trabajar, y cuando vuelve, la abuela le ha preparado la cena y hasta la ropa del día siguiente y, como está muy cansado, se va a dormir a la habitación del sofá para que nadie le moleste. Menudo morro!!.

Pepa, como es pequeña, sigue tan tonta como siempre, no se entera, y los mayores se matan para protegerla y que no sufra. ¿Y yo? ¿Alguien se ha dado cuenta que también sufro? Que yo no tengo cáncer, y últimamente vivo como si estuviera enfermo. Ya no hay salidas al burguer en familia, ni excursiones a ver algo nuevo, ni siquiera cines. Mamá no puede.


No puedo.

 Koke no deja de quejarse, parece mentira que ahora, justo ahora, me reclame más que nunca. Choca todo el día con mamá, la pobre, intentando llevar una familia otra vez, a su edad, cuando el tiempo le había regalado una vejez tranquila en su pisito, otra vez rutinas de comidas, horarios y niños. Amor incondicional. Pero Koke no lo quiere entender.

Le sentamos Juan y yo para hablar como adultos, porque pensamos que ya lo es, aunque sus quince años nos demuestren lo contrario.

 – A mamá le han diagnosticado un cáncer y, durante unos meses, tras el quirófano, tendrá tratamiento de quimioterapia.

-¿Sabes lo que es?-..…silencio

-¿Quieres preguntarnos algo?…..silencio

– Koke, por favor, dí algo!!-…..portazo y voces dentro de su habitación. Creo que está hablando con Rosa.

El tratamiento me está sentando mal, aunque los médicos son optimistas, pero me está destrozando la musculatura y no me mantengo en pie. Y el pobre Juan, para que no notemos la falta de mi nómina en casa, ha encontrado otro trabajo para las tardes que le está dejando agotado. Menos mal que mamá le mima casi más que yo, y hemos decidido que, para que pueda descansar y no le moleste con vómitos o mis malas noches, duerma en la habitación del sofá. Me ha costado convencerlo, no quiere separarse de mí, pero si no descansa acabará enfermando también él, y los niños nos necesitan. Sobre todo Koke, mi pequeño.

Pepa es, y seguirá siendo, de eso ya me encargaré yo, una niña feliz, con su Disney Channel y sus peleas con el hermano, la mejor señal de su normalización de esta maldita enfermedad. Pero Koke es todo quejas: que si podíamos ir el finde al centro, que vaya rollo, que podíamos pedir comida china…ni se imagina las arcadas que me suponen unos míseros huevos fritos…

Echo de menos las tardes en el sofá, palomitas en mano, viendo cualquier película soporífera con actores horrorosos, mientras nos reímos, me cuenta sus aventuras del insti y sus tonteos con Rosa. Desde que paso más tiempo tumbada que de pie, de golpe, ha perdido el contacto conmigo, le doy miedo. Sé que me culpa, y le entiendo, le estoy jorobando uno de los mejores años de su vida, y espero que algún día lo entienda y lo recordemos con una sonrisa.

No podría perdonarme que esto le afecte. Bastantes miedos tengo sobre mi futuro, como para añadir una losa tan grande que cambie la vida de mis hijos.

Tengo que conseguir que Koke invite a Rosa a casa. Entre chicas nos entendemos mejor, y seguro que consigo saber de verdad cómo está, porque ni  Juan ni yo conseguimos penetrar esa coraza que se ha puesto.


 Ayer te fuiste, mamá, y tengo una sensación de vacío tan bestia que me cuesta respirar. Me duele el pecho, tanto que ayer papá se asustó después de llegar al tanatorio, y me vino a ver un médico.

Perdonamé, mamá. He sido un egoísta, pensando sólo en mí cuando tu preocupación éramos nosotros, sabiendo que estabas viviendo una contrarreloj.

Mi conversación con Rosa me ha hecho a la vez reir, llorar, odiarte y quererte. Fui un idiota por no sentarme contigo en el sofá con unas palomitas y hablar de todo esto, yo odiando tu actitud, y tu dando tu vida por ello.

Prometo cuidar de la abuela como si fueras tú, dejar a papá descansar encargándome de Pepa. Por cierto, por ella no te preocupes, llora y mira la tele a partes iguales, y Rosa me va a ayudar por las tardes viniendo a casa para estar con nosotros, así se me hace más ameno (sé que sonríes porque te estoy guiñando el ojo).

Te quiero, mamá. Gracias, mamá. Te echaré de menos, mamá.

 

Aporta o aparta

Estándar
Aporta o aparta

Que difícil hablar del amor cuando ya no crees en él. Cuando la herencia que dejas a tus cachorras es desconfiar por naturaleza y la seguridad de estar mejor solas.

He tenido la enorme suerte de criarme en un hogar lleno de amor. Mis padres han sido naturales, no escondían nada; les he visto enfadarse, bromear, mirarse y entenderse….hasta el último aliento. En cambio, mi vida amorosa ha sido un desastre. Un desastre con los mejores regalos que podría imaginar, mi morena y mi rubia, niñas concebidas y deseadas cuando el amor era de verdad, pero ahora partícipes del desengaño.

El cáncer cambia tu vida, tu entorno, tu norte y tu sur. Por eso muchas parejas no son capaces de mantenerse a la altura, les supera la situación, el miedo, tu nuevo yo.

Aceptarlo duele, desarma, te deja débil, con la guardia baja, la autoestima bajo cero y la lágrima al filo. Superarlo cuesta, convives con los sueños rotos y los recuerdos amargos. Se apaga tu sonrisa, tus ganas de seguir. Te culpas, te encierras, te obsesionas. Y cuando, por fin, despiertas a tu ego, te das cuenta del tiempo perdido, de lo poco que te has valorado, del tiempo regalado que nunca va a volver, de tu esfuerzo por revivir algo muerto.

Y un día, de repente, amanece de nuevo, con la conciencia tranquila, con la seguridad de haber dado más de lo que han merecido, con el propósito de quererte más, de no buscar consuelo en hombros llenos de inmadurez.

Queridas supervivientes, valéis millones, y muy pocas parejas merecen vuestro amor. Eso sí, si lo tenéis al lado, enhorabuena, nada ni nadie romperá esa cadena que os une, porque pasar juntos por ésto une o mata. Es así, no hay medias tintas, o aportas o aparta, frase magistral que leo en el estado de whatsapp de mi compañero y amigo Diego.

Cuando los tratamientos pasan, cuando la vida vuelve a la “normalidad”, seguimos necesitando al compañero que hemos tenido en cada quimio, en cada radio, en cada consulta. Seguimos necesitando que nos necesiten,saber que están ahí, que les seguimos preocupando porque nos quieren, porque nada ha cambiado. Alguien que nos ha visto sin pecho, en nuestro momento más infrahumano, se merece todo nuestro amor…pero no a cualquier precio. No les debemos nada, NADA. Han estado ahí porque han querido, porque nos han querido, y eso no les da carta blanca para dejarnos solas cuando todo pase.

Disfrutad del amor si lo tenéis, y de la VIDA en todo caso. 

San Valentín me ha traído recuerdos que duelen, el principio del fin, y os necesitaba. Gracias por estar al otro lado.

Os leo!!

Supermujeres

Estándar
Supermujeres

06:40.- Suena el despertador. Corre a modificar tu imagen en el espejo. Chapa, pintura y entelado. Mochilas preparadas en la entrada para las cachorras, bocatas repartidos, tacones de puntillas para no hacer ruido mientras intentas mantener la compostura bajando al garaje con el abrigo, tu bolso y las mochilas de ballet y boxeo colgados al hombro y las llaves del coche entre los dientes.

07:40-15:10.- Jornada laboral. Día de locos atendiendo a un público predispuesto a enfadarse porque eres un inútil funcionario que no das ni chapa, independientemente de una excelente carrera laboral, tu buen hacer y tu sonrisa. Bonita cefalea por soportar un nivel de ruido muy por encima de lo deseable durante toda la mañana. Menos mal que el momento café con compañeros-amigos sacan de tí carcajadas.

15:15-16:30.- Compra expréss para que tu nevera no chille de hambre (y tus cachorras con ella). Mis pies se empiezan a resentir de los tacones. Se me olvida algo, lo sé, y no me acuerdo de qué. Carga tres bolsas, 6 litros de leche y alguna cosa más y corre que vas justa de hora.

17:00.- Achuchones y besos, sin duda, el mejor momento del día. Reparto de meriendas, de niñas a distintas actividades y de amigas de niñas a sus respectivos destinos. Ese ratito de coche hablando a voces y cantando si se tercia 💓. Respira hondo cuando cumples el último destino y ya puedes, relajada, subir el volumen de la música.

cafe

17:30-18:30.- Mientras las cachorras desfogan en las extraescolares, cafetito con amigas-madresdecachorras arreglando el mundo, cortando patrones, poniéndonos al día, quitándonos el turno de palabra, espolvoreando café por la ropa de la de enfrente por la carcajada. Por fin un descanso para mis pies de tanto paseíto entaconada. Y mi dolor de cabeza parece que empieza a remitir, risoterapia al poder.

18:30.- Empiezan los juegos del hambre: vuelta a casa, deberes, gritos, sacar a la perra, enfados, estrés, duchas, cena, lavadoras, intentar recoger para que la leonera parezca un sitio habitable. Vuelven el dolor intenso en la cuenca del ojo y en medio de la frente. Llamadas para ponerse al día con la familia.

descarga (1).jpg

21:00.- Niñas ya recogidas, lectura con la pequeña entre conversaciones de cole, planificaciones de finde y abrazos y besos variados. Madre mía, mis ojos parecen tener arena y no pestañas. Ropa para mañana preparada, camas abiertas y luces fuera.

21:30-???.- M-I-M-O-M-E-N-T-O. Mi serie, o mis juegos, o mi crochet, o mi libro, o mi curso de inglés. LO-QUE-ME-APETEZCA. Me revienta la cabeza. Elegir entre seguir durmiéndome esperando a que termine este capítulo o hacerme una foto ridícula con el filtro más raro que encuentre. PEQUEÑOS-PLACERES-DE-MI-VIDA.

Último repaso al día de mañana, a las habitantes de las habitaciones silenciosas que están para comérselas mientras respiran tranquilas, destrucción de la chapa y pintura y, por fin, sueño reparador que llega antes de tiempo y no me deja terminar la página que intento leer.

Cualquier supermujer puede tener un día parecido, pero os aseguro que para las supervivientes, estos días se convierten en “ochomiles” a escalar.

descarga

Ovación cerrada para todas y cada una de ellas porque superarlos nos da un SUPERPODER que podemos llamar autoestima, poderío, normalización.

A por ello! Y en cada momento de flojera, de resoplar, de agotamiento, recuerda que somos un montón de SUPERMUJERES las que estamos detrás empujando para que llegues.

Os leo!!

El cáncer mata

Estándar

En tres días, de nuevo el Día Mundial del Cáncer.

En tres días, de nuevo el memorial piscinero por la muerte de mi padre.

posterasoriano

El cartel del primer homenaje, tan sólo dos meses después de su fallecimiento.


Este año coinciden ambas fechas, con las tres hermanas mutantes sanas como manzanas, con el tío más molón recuperándose de un segundo quirófano y esperando diagnóstico de su bicho en las mamas, con una de las primas molonas en capilla para volver al ring, y con la palabra CÁNCER repetida más de lo necesario en mi agenda.

Y es un martillo que no para de golpear mi cabeza, pero tenerlo activo me recuerda que no soy eterna, que esto es una lucha constante, y, lo más importante, que tengo un canal de ayuda que es uno de mis objetivos de vida.

Seguiremos dándole voz al 4 de FEBRERO, al CÁNCER, a la SUPERACIÓN, al FRACASO de los tratamientos, a los ÉXITOS de la investigación, a las SECUELAS.

Ando de chef invitada en una cocina que me gusta a rabiar (sí, hablo en clave, pero es que todavía no tengo toda la información que os merecéis), donde el viernes pasado hablamos de realidades. Hay asociaciones de pacientes que se extinguen porque los miembros no sobreviven. Así. Sin remedio. Porque hay algunos bichos que no se dejan amedrentar por quimios futuristas ni tratamientos experimentales. Y, en mi opinión, para ellos es el día del cáncer.

Los lazos rosas son de sobra conocidos, sabemos síntomas, cómo colocarse un pañuelo o cuántas famosas lo han (o no) superado. Pero alguno sabemos cuándo se celebra el día del cáncer de páncreas? O el de vulva? O el de estómago? Pues cada uno de esos pacientes y sus familias también se merecen lazos, famosos que den la cara y millones en investigación que no llegan.

Y ahora, si me dejas, os lanzo un reto. A vosotros y al futuro.

Estos días veremos campañas de donación, filas cero, casillas en la renta y huchas. Pues vamos a DONAR!!!! Vamos a participar en todas las iniciativas que podamos para dar voz al CÁNCER, sin el DE que lo sigue. Que mas dá!!! El cáncer mata, y da igual dónde aparezca si todavía nadie ha podido estudiarlo. Vamos a demandar información, programas de prevención, sin crear alarma, pero contando cómo tu mujer, tu amigo, tu profe o tu compañera de trabajo han cambiado su vida por un cáncer, me da igual que sea mediático o no.

En mi familia hemos tocado todos los palos: mama, ovarios, útero, pleura, pulmón, peritoneo, hígado, riñón, estómago, leucemia. Sabemos lo que significa que esté infiltrado, encapsulado, en proceso de metástasis o cronificado. Y aquí seguimos, celebrando el 4 de febrero cada año, con sonrisas, rabia, lágrimas o melancolía, pero luchando por el futuro que queremos para los que cuelgan de las últimas ramas de nuestro árbol genealógico.

Te invito a leer la prensa este sábado, a ver los reportajes que habrá en todos los telediarios, a escuchar los testimonios de los programas de radio. Estar ahí detrás te convierte en eco de muchos hogares donde hoy están luchando con todas sus armas para derrotar al bicho, y todas esas familias, la primera la mía, te lo agradeceremos.

Os leo!!!


In three days, again the World Day of the Cancer.

In three days, again the brief  for the death of my father.

This year they both are the same day, with three sisters healthy mutants as apples, with the most posh uncle recovering of the second surgical intervention and waiting for diagnosis of his insect in the breasts, with one of the posh premiums in chapel to return to the ring, and with the word CANCER repeated more of the necessary thing in my diary.

And it is a hammer that not for of striking my head, but it to be had active me remembers that I am not eternal, that this is a constant fight, and, the most important thing, that I have a channel of help that is one of my aims of life.

We will be still giving him voice on FEBRUARY 4, to the CANCER, to the OVERCOMING, to the FAILURE of the treatments, to the SUCCESSES of the investigation, to the SEQUELS.

I am a guest chef in a kitchen that I like to be furious (yes, I speak in key, but it is that still I do not have all the information that you deserve), where last Friday we speak about realities. There are patients’ associations that become extinct because the members do not survive. This way. Without remedy. Because there are some insects that are not left to intimidate for quimios either futurists or experimental treatments. And, in my opinion, for them it is the day of the cancer.

The bows roses are of surplus acquaintances, we know symptoms, how a handkerchief to be placed or famous how many it is (or not) overcome. But do we know someone when it is celebrated the day of pancreatic  cancer? Or that of vulva? Or that of stomach? So each of these patients and his families also deserve bows, famous that face the consequences and million in investigation that they do not come.

And now, if you leave me, I you throw a challenge. To you and to the future.

These days we will see campaigns of donation, rows zero, cabins in the revenue and moneyboxes. Since WE are going TO DONATE!!!! We are going to take part in all the initiatives that we prune to give voice to the CANCER, without GIVE that it follows it. It’s the same!!! The cancer kills, and is all the same where it appears if still nobody could have studied it. We are going to demand information, programs of prevention, without creating alarm, but counting how your wife, your friend, your teacher or your coworker have changed his life into a cancer, it is all the same to me that it is mediatic or not.

In my family we have touched all the sticks: Breast, ovaries, uterus, pleura, lung, peritoneum, liver, kidney, stomach, leukaemia. We know what means that is infiltrated, encased, in process of metastasis or chronicled. And here we continue, celebrating on February 4 every year, with smiles, anger, tears or melancholy, but fighting for the future that we want for those who hang of the last branches of our genealogical tree.

I invite you to read the press this Saturday, to seeing the articles that will exist in all the television newscasts, to listening to the testimonies of the programs of radio. To be there behind turns you into echo of many homes where today they are fighting against all his weapon to defeat to the insect, and all these families, the first one mine, we will be grateful for it to you.

I read you!!!

¿Y qué te digo yo?

Estándar
¿Y qué te digo yo?

Cuando alguien cercano te comunica su diagnóstico de cáncer….ese momento….no os lo puedo describir. Si lo habéis vivido me entenderéis, y, si no es así, para tí es el post de hoy.

No reaccionas, no sabes qué decir. TRANQUILA. Respira, y, si quieres, te dejo algunos consejos que quizá te sirvan.

1º.- ABRAZAR. Lo se, estoy muy pesadita con los abrazos, pero te aseguro que quedar con un amigo para desahogarte y que te reciban con un abrazo actúa mejor que cualquier medicina. Si necesita llorar, que llore. Si se retira rápid0, respétalo.

2º.- DEJA HABLAR. Para eso habéis quedado, no? Pues deja que hable, que llore, que rabie, que ría de los nervios…Una mirada directa y una sonrisa al otro lado es más que suficiente. Interviene sólo cuando haya silencios incómodos o cuando te pidan que lo hagas.

3º.- OFRÉCETE.- Siempre escuchamos eso de “llámame”, o “estoy aquí para lo que necesites”. En el caso de tu amigo enfermo, es mucho más efectivo un ofrecimiento concreto: llevar a los niños al cole, encargarte de llevar la compra a casa, llevarle a las sesiones cuando nadie más pueda…Es tu amigo, conoces a la perfección su vida y sus necesidades, y por eso, nadie mejor que tú sabe en qué le podrás ser útil.

4º.- EMPATIZA.- Para saber lo que pasa por su cabeza deberías estar sufriendo el mismo estrés que tu amigo en este justo momento. No juzgues, porque no sabes cómo actuarías tú. Un diagnóstico de cáncer bloquea tanto que podemos tener reacciones disparatadas. Yo recuerdo aquel día de risas y llantos descontrolados, todo a la vez.

5º.- SIMPLEMENTE, QUÉDATE A SU LADO. Delante de un café, al otro lado de la línea telefónica, mandando tonterías a su whatsapp mientras está enganchado a un gotero de quimio….a mí una personita me mandó el sonido de las olas del mar en unas de mis sesiones y nunca lo olvido. Como véis, no hay que ser superhéroes, tan sólo vestirse la capa y pintarse las ganas.

Si te quedas con más ganas de saber cómo ayudar, envía un correo a la Fundación Más que Ideas amorycancer@fundacionmasqueideas.org, donde os facilitarán el libro EN EL AMOR Y EN EL CÁNCER, hecho de abrazos, ofrecimientos, empatía y amor, mucho amor.

Os leo!!


When nearby someone communicates to you his diagnosis of cancer …. this moment …. I you cannot describe it. If you have lived through it you will understand me, and, if it is not like that, for you it is the today post.

You do not react, do not know what to say. CALM. He breathes, and, if you want, I leave you some advices that probably serve you.

1 º.-TO EMBRACE. I assure you that to stay with a friend to relax and that should receive you with an embrace operates better than any medicine. If she needs to cry, that cries. If she moves back quickly, respect her.

2 º.-STOPS TO SPEAK. For it have you stayed, not? Since it allows that he should speak, that weeps, that is furious, that laughs at the nerves… A direct look and a smile to another side is enought. It intervenes only when there are inconvinient silences or when they ask you to do it.

3 º.-OFFER TO DO. – Always we listen to it of ” call me “, or ” I am here for what you need “. In case of your sick friend, a concrete offer is much more effective: to pick up the children from school, to take charge taking the purchase to her house, taking him to the meetings when nobody any more could… He is your friend, you know to the perfection his life and his needs, and because of it, nobody better who you knows in what you him will be able to be useful.

4 º.-EMPATHIZE. – to know what happens for his head you should be suffering the same stress that your friend in this just moment. Do not judge, because you do not know how you would act. A diagnosis of cancer blocks so much that we can have ludicrous reactions. I remember that day of laughs and over-excited weepings

5 º.-SIMPLY, REMAIN TO HIS SIDE. In front of a coffee, to another side of the telephonic line, ordering bilges his whatsapp while it is hooked on a dropper of quimio …. a person ordered me the sound of the waves of the sea in some of my meetings and I never forget it. Since can you see, it is not necessary to be superheroes, only the cap to dress and the desires to make up.

If you remain with more desire of knowing how to help, he sends a mail to the Foundation Más que Ideas  amorycancer@fundacionmasqueideas.org, where they will gave the book EN EL AMOR Y EN EL CÁNCER, full of embraces, offers, empathy and love, very much love.

I read you!!

Mi paso por #DivulgaSalud

Estándar

Estefanía Soriano fue otra de nuestras participantes en #DivulgaSalud. Es una pciente activa en Internet sobre todo a través de su blog “Adios lolas, adiós” donde nos cuenta en primera …

Pincha aquí: Estefanía Soriano @FanySoriano en #DivulgaSalud