Archivo de la etiqueta: Chenoa

Hazlo correr

Estándar
Hazlo correr

 

 

Nuevo proyecto en el que me han dejado colaborar, otra experiencia para mi albúm de recuerdos particular, y otro motivo para mirar al cielo y dejarme dar un achuchón entre nubes porque sé que mi papi estaría muy orgulloso.

Onmeda, Geicam y enFemenino se han propuesto recaudar 26.000 euros para invertirlos, como siempre, en investigación. En este caso, en investigar cómo el ejercicio físico favorece la recuperación de pacientes recién diagnosticadas de cáncer de mama. A eso le han llamado el proyecto EFiK, capitaneado por Soraya Casla.

 

Pinchando en este enlace podrás hacer tu donación. Y, si quieres, pásalo y #hazlocorrer.

Os leo!!!

 

 

Concierto

Estándar

Feliz tarde-noche.

Tengo entre manos una posible solución a mis dudas piscineras gracias a Mar www.paracuidarte.tk. He quedado con ella esta semana, os contaré a que mentira piadosa llegamos.
Muchas gracias a todas (con “a”, los chicos evaden este tema, con lo que les gustan a ellos las lolas, qué curioso), de una manera u otra me habéis dado algún apañito que, al menos, probaré.

Cambiando de tercio, ayer visité el Calderón -lo que me acordé de tí- para un larguísimo concierto que disfruté a ratos como una enana, a ratos como una abuelilla llena de recuerdos.

Hoy me voy a poner RistoMejida, y, con todos mis conocimientos en música, que se basan en tocar la flauta con Sor Asunción y los temazos mañaneros de Hit FM, os voy a dar mi propia valoración:

Sonido regulero tirando a malo. Los graves hacían retumbar hasta los estómagos, y tapaban en algunos casos casi por completo al artista.
Me sorprendieron para bien Macaco, Bisbal y los Estopa.
Y para mal, Marta Sánchez, sus coristas desafinadas y gritonas, sus bailecitos y consejos caducados, y Revólver (bueno, Carlos Goñi) tampoco me gustó.
En la mediocridad dejo a todos los demás. Aunque reconozco que algún temita me hizo llorar, y algún otro me hizo levantarme y saltar.

Toda una experiencia, la verdad. Gracias sisterVIP 😉 por la invitación. Por tu culpa, he creado un cierto interés por ver a Bisbal en concierto, a ver con que medicación me curo eso.

No me juzguéis por juzgar. Respeto todos los gustos, colores y sabores, y espero reciprocidad (que palabro más feo).